Click acá para ir directamente al contenido

Miércoles 4 de diciembre de 2019

Sebastián Maldonado: "Estar en La Pintana me ha enseñado la palabra DIGNIDAD"

Te invitamos a conocer al egresado Ucen de la carrera de Trabajo Social y actual director del Centro Comunitario de Salud Mental y Psiquiatría Ambulatoria (COSAM) de La Pintana, Sebastián Maldonado.

Sebastián, a tu parecer ¿qué aspectos diferenciadores tienen los trabajadores sociales de la U. Central en relación a otras universidades?

La Universidad Central se caracteriza a mi juicio portres elementos relevantes para la formación de personas: El reconocimiento de sus estudiantes como sujetos activos de derechos; la permanente actualización crítica del quehacer académico.

Por último, jamás han relativizado su postura institucional y el sentido del porqué existen las Universidades, por ejemplo: siendo una universidad privada podrían tener el legítimo derecho de buscar la mercantilización de los servicios educacionales (como muchas), castigar los paros, movilizaciones entre otras, y en lo concreto, no es así.

Por ende, una universidad privada que brinde y promueva espacios de participación social y movimientos estudiantiles merece todos mis respetos.

Por cierto la Universidad Central fue una de las primera en crear un programa especial de Licenciatura en Trabajo Social (la  puesta en marcha del programa especial de estudios indicados fue el 2009 si no me equivoco), con el fin de hacerse cargo de los profesionales precariamente formados en Institutos Profesionales (hablo desde mi caso).

Creo que sin la convicción que tuvo la Universidad de ser parte de la solución y no del problema, permitió que muchos Trabajadores Sociales hoy, seamos profesionales con vocación, ética y dignidad y no profesionales alienados por el sistema neoliberal injusto y poco ético.

En un contexto de cambio y en relación al desarrollo de carrera ¿Qué rol debiesen cumplir las universidades para ayudar a transitar desde el ámbito académico a lo laboral a sus futuros graduados?

El tránsito de lo académico a lo laboral debe estar marcado con una fuerte experiencia de práctica que debe partir desde el primer año; también debe generar vinculaciones con el medio de forma permanente, estable y de calidad, para así no caer en actividades que no tengan continuidad ni trascendencia en el tiempo. Asimismo, aseguras calidad con el espacio de apresto laboral y formas estudiantes con un fuerte vínculo donde se desarrollará a futuro. En conclusión, la práctica  profesional final debería recoger el fruto de los años de pre-práctica. Lo mismo con las Tesis de Grado, generar investigaciones que describan soluciones porque la causalidad de los problemas ya las conocemos.

Dada tu trayectoria laboral ¿Qué recomendación, consejo y/o sugerencia les entregarías a los estudiantes actuales de Trabajo Social?

Facultad de Derecho y Humanidades, Universidad Central de Chile

En un mundo globalizado, les recomiendo que viajen como puedan, se empapen de las culturas vecinas y locales, conozcan, conozcan y vuelvan a conocer, no hacer juicios de algo que leyeron o estudiaron, en sencillo: que se arriesguen en vacaciones a tomar la mochila y ver el Chile real, rural, ése Chile de las islas y los archipiélagos.

Que conozcan como sea y puedan el mundo, para finalmente, egresar e irse a trabajar a regiones o fuera del país, para poner su recurso humano e intelectual al servicio de los otros, creo que la formación tan potente que nos da la Central no puede quedarse acá en Santiago, las regiones necesitan de profesionales éticos e íntegros.

¿Cuál es el principal desafío que tienes en éste momento, dado el contexto actual del país?

Después de haber trabajado 7 años en el Ministerio de Salud, decidí dar un paso al lado, las condiciones laborales (a nivel técnico y ético) no eran compatibles con mi formación, visión ética y seria de la vida, del quehacer profesional mismo.

Decidí postular a la Dirección de Centros de Salud (postulé a Provenir, Valparaíso y La Pintana). Soy Magíster en Salud Pública y me motivó mucho poner a disposición de lo local lo que había aprendido por años. Así quedé en el cargo de Director Centro Comunitario de Salud Mental y Psiquiatría Ambulatoria (COSAM) La Pintana, comencé el 1 de Octubre de 2019. El estallido social fue el 18 del mismo mes….

Tuve 18 días para empaparme de las brutales inequidades sociales en un lugar donde ya ha sido vulgarmente estigmatizado, hasta que el 18 de octubre fue el estallido social enrostrándonos, como el contexto actual develaba, en un país que ha sufrido y vivido desigualdades en diferentes niveles (unas comunas más desiguales que otras, pero desigualdad al final).

Centro Comunitario de Salud Mental y Psiquiatría Ambulatoria (COSAM) de La Pintana.

Estar en La Pintana me ha enseñado la palabra DIGNIDAD; el principal desafío es echar a andar todos los días un Centro de Salud que no da abasto en sus prestaciones, echar a andar un Centro de Salud que recibe migajas del Estado en términos presupuestarios.

Dirigir el COSAM de La Pintana en medio de la crisis social, ha sido el acto ético político más importante de mi vida, porque como dice la gente acá; “Seremos pobres, pero dignos”, y me es un honor venir todos los días a tratar de hacer salud pública con tan, pero tan poco.

Acá tengo un deber ético y moral, es por eso que a pesar de todo, éste Centro de Salud no va a parar de atender a las personas, aunque tengamos un presupuesto penoso, acá hay un Gobierno local que se mueve por la gente, no por quién esté de turno administrando el país. 

También, tengo un equipo profesional, técnico y administrativo de lujo, que creen en la justicia social, sin ése soporte de más de 100 funcionarios, no podría siquiera haber llegado a éste punto. Siento que La Pintana tiene muchas expectativas de mi rol, yo sólo espero estar a la altura, con mucho cariño y humildad. 

Platón decía: "donde reina el amor, sobran leyes".