Click acá para ir directamente al contenido

Cómo prevenir problemas de salud mental en modalidad de clases online

Te compartimos algunas consideraciones para que en este período no se vea afectado tu bienestar psicológico y rendimiento académico.

Por Alejandra Zuleta Castro 

El uso de internet se ha transformado en nuestro mejor aliado para mantenernos conectados e informados en la actualidad, poder seguir en contacto con nuestras amistades y familiares, entretenernos a través de las redes sociales, y cumplir con las responsabilidades estudiantiles. No obstante, al utilizar esta herramienta hoy también en la modalidad de clases online, es bueno tener algunas consideraciones para que en este período no se vea afectado tu bienestar psicológico y rendimiento académico.

Es importante que una vez tengas tu horario, te conectes a clases de manera responsable, sin faltar a los horarios programados por cada asignatura, de modo de establecer una rutina lo más similar a la que llevarías cuando asistes presencialmente. Esto generará a mediano plazo que te sientas comprometido/a y más motivado/a con tus estudios.

Sobre el proceso de aprendizaje en las clases online, es posible surja algún grado de ansiedad, en relación a la forma en que se entregarán los contenidos y el nivel de profundidad en que serán abordados. En este punto es importante no perder de vista que esta modalidad se instaura de manera temporal y en respuesta a una emergencia de salud, con la finalidad de evitar exponerte y exponer a otras personas dentro de la comunidad al riesgo de contagio, además de evitar detener o retrasar tu proceso académico.

Actualmente gran cantidad de programas de pre y post grado se imparten de esta forma, y para sacar el máximo provecho de esta es importante ser disciplinado/a, estableciendo horarios de estudio y siendo proactivo/a, utilizando y aprovechando todos los recursos que se entregarán en cada asignatura.

Asociado a lo anterior, la posibilidad de contar con las grabaciones de las clases, resulta un insumo adicional al cual recurrir en cualquier momento, en caso de surgir dudas respecto a los contenidos. Permitiendo que en paralelo al desarrollo de la clase, puedes buscar otros recursos -- como videos, ejercicios, ejemplos, entre otros -- que te permitan reforzar contenidos para un aprendizaje más significativo.

Es vital mantener el contacto y conexión regular con compañeros/as de carrera, para resolver dudas entre todos/as, o bien explicarse mutuamente la materia, a modo de confirmar si se ha comprendido bien lo que hasta el momento se ha estudiado.

También resulta importante armar una rutina adaptada a los propios horarios, de modo de evitar largos períodos de “tiempo muerto”, en los que no se sabe qué hacer, ya que esto puede generarte mayor ansiedad, y llevar a posponer el estudio, mal utilizando los espacios planificados para eso.

En los ratos libres, propende a realizar actividades que te desconecten, que te hagan sentir bien y que en lo posible no impliquen pasar más tiempo del necesario frente a una pantalla. La vista y sistema nervioso necesitan descansar de este tipo de estímulos cada cierto tiempo, así como también nuestra postura corporal (espalda, brazos, muñecas, manos) se afectan al pasar muchas horas en una posición que no siempre es la más adecuada.

Finalmente, reforzar que la cuarentena es una medida de emergencia para resguardar la salud de la comunidad, y que es bueno recordarnos cada cierto tiempo, que tendrá un tiempo de duración limitado. Mientras tanto, es bueno tener presente que las clases online son una herramienta que en el ámbito de los estudios te será de gran utilidad, en tanto te permite continuar avanzando, sin perder la rutina que implica lo académico.