Enviar este Artículo Imprimir este Artículo Aumentar tamaño de letra Disminuir tamaño de letra

La libertad es libre


Por Emilio Oñate Vera, Decano, Facultad de Derecho


En los últimos días recorrió las calles capitalinas el denominado Bus de la Libertad, con el siguiente mensaje "Nicolás tiene derecho a un papá y a una mamá", haciendo evidente referencia al cuento infantil "Nicolás tiene dos papas", elaborado por el Movilh, dándole un contexto criollo a la iniciativa que ya había sido desarrollada en otros países. Como era obvio, la puesta en escena generó controversias y hasta pugilatos entre los transeúntes, involucrándose en acaloradas discusiones, analistas e incluso autoridades y honorables.

Son múltiples las reflexiones generadas por lo sucedido, desde luego, la concepción de familia no es univoca ni absoluta, Nicolás puede tener una familia y no tener un papá y una mamá, o si se quiere su familia puede ser de dos papás o de dos mamás, o de dos abuelos o de dos tíos, o de las nomenclaturas que social o culturalmente queramos, lo importante es que se le entregue amor, valores y se le forme en un contexto afectivo y de contención.

Ahora bien, tampoco se debe minimizar o descalificar a quienes piensen todo lo contrario a quienes creen que la familia "bien constituida" es con un padre y una madre. O a quienes tengan la profunda convicción que la identidad sexual es algo inmutable, que determina a la persona a persistir en una sexualidad que no siente y que no quiere.

No nos confundamos, la iniciativa tiene pleno derecho a realizarse, quienes lo quieran son libres de expresar sus pensamientos y creencias, más todavía si esas expresiones nos motivan a la reflexión y a la legítima confrontación de ideas. Ya lo decía Voltaire; "No comparto lo que dices, pero defenderé hasta la muerte tu derecho a decirlo". En definitiva y en buena hora, la libertad es libre.