Enviar este Artículo Imprimir este Artículo Aumentar tamaño de letra Disminuir tamaño de letra

Investigadora de FINARQ guía pasantía de estudiantes de educación básica

La pasantía se extiende por 4 días del mes de agosto, donde las y los alumnos de enseñanza básica aprenden recetas de galletas dulces y saladas, con un alto contenido proteico y de fibra dietaria, elaborados a base de harina de garbanzo.

Miércoles 14 de agosto de 2019

Imagen foto_00000004Pedro Cornejo, Isidora Elgueta, Dana Tubin y Damián Barría, estudiantes de de 7° y 8° básico del Colegio Lo Cañas, de La Florida, participaron en una pasantía escolar denominada ‘Legumbres ricas, nutritivas y saludables’, en el marco del programa Explora de CONICYT, instancia que fue liderada por Loreto Muñoz, académica de la Escuela de Ingeniería, en compañía de su equipo investigador del proyecto Polo Legumbres, financiado por la Fundación para la Innovación Agraria (FIA).

La actividad se desarrolló en el Laboratorio de Nutrición de la Facultad de Ciencias de la Salud, en compañía de la profesora Claudia Narbona, de la carrera de Nutrición. En dicho espacio, los investigadores y estudiantes revisaron las formulaciones para las recetas, pesaron los ingredientes, elaboraron las masas y hornearon galletas dulces y saladas con distintos porcentajes de fibra dietaria y proteína. También, se dieron a la tarea de evaluar los resultados sensorialmente: la textura, sabor, olores y aspecto visual.

Muñoz, quien es Doctora en Ciencias e Ingeniería de los Alimentos, relató que la pasantía busca incentivar en los niños y niñas el interés por una alimentación más saludable y entretenida, haciendo uso de ingredientes como el garbanzo, el cual posee cualidades nutritivas aprovechables en distintos tipos de receta, además de las tradicionalmente conocidas. Asimismo, explicó que “la idea es que sigan los pasos del método científico: primero deben observar, después ver el problema, generar ideas de proyecto y luego proponer una solución, que en este caso es hacer que los niños coman más legumbres, pero a través de otro tipo de preparación”.

Por su parte, Nathalie Muñoz, profesora del Colegio Lo Cañas, relató que la experiencia servirá a sus estudiantes para enfocar sus esfuerzos en la etapa de educación media con una mirada a su enseñanza superior. De igual forma, agregó "estos chicos nunca han tenido este tipo de contacto, vienen de un colegio público, instancias como estas se dan muy poco, así que para ellos tener la oportunidad de relacionarse con científicos e investigadores de este nivel y venir a la universidad, sin duda les abre sus caminos y les refuerza el 'yo puedo llegar a esto, puedo hacerlo e ir a la universidad' y esa es la idea, que no se pongan un techo".

Además, la docente comentó que el impacto no es sólo en estos 4 niños y niñas, sino que también en el resto de sus compañeros de curso con quienes generan espacios para compartir y retroalimentar lo aprendido en la pasantía.

Damián, uno de los estudiantes del colegio, se refirió a la actividad en el laboratorio y dijo “me pareció fantástico, principalmente porque nos sentimos como verdaderos científicos haciendo estas galletas que quedaron muy ricas. Si no las hubiésemos hecho nosotros mismos, no sabría que contienen garbanzo”.