Enviar este Artículo Imprimir este Artículo Aumentar tamaño de letra Disminuir tamaño de letra

El arte de comunicar el conocimiento

Como articulador del Instituto de Investigación e Innovación en Salud (I3S), el Dr. Hartley busca promover el acceso abierto al conocimiento y la educación.

Martes 5 de diciembre de 2017

Aunque su foco de investigación inicial fue en biología de la reproducción, con la investigación de tesis "Cambios nucleares en espermatozoides equinos y su relación con la fertilidad", que le permitió convertirse en doctor en Ciencias mención Biología Celular y Molecular Aplicada de la Universidad de La Frontera, hoy el Dr. Ricardo Hartley Belmar está especialmente abocado a una temática: la comunicación del conocimiento y la ciencia.

Ya desde sus tiempos de estudiante de doctorado, le preocupaba que la difusión de su trabajo y el de sus pares estuviera supeditada a las revistas indexadas, perdiéndose en el intertanto las exposiciones a congresos y seminarios, el diseño de protocolos y borradores de investigaciones que podían contribuir al desarrollo científico. Casi al unísono, le empezó a hacer ruido que la difusión de las ciencias se entendiera sólo como las ciencias duras, dejando a un lado las humanidades. Comprender las ciencias y el conocimiento desde un punto de vista integral, que considerara tanto ciencias básicas como humanidades, se agregó a sus desafíos.

Desde el Instituto de Investigación e Innovación en Salud (I3S), de la Facultad de Ciencias de la Salud de la Universidad Central, donde ejerce como coordinador ejecutivo, el Dr. Hartley ha buscado instalar la comunicación del conocimiento y la ciencia como un pilar fundamental, tanto entre los investigadores y docentes, como entre los estudiantes actualmente en formación.


Difusión de la educación y el conocimiento

El coordinador ejecutivo de I3S ha participado en diversos congresos y conferencias, tanto a nivel nacional e internacional, en los últimos meses. La primera parada fue en el Congreso Force 11 (The Future of Research Communications and e-Scolarship), que se desarrolló en Berlín entre el 25 y 27 de octubre. En esa oportunidad, el Dr. Hartley viajó para presentar el trabajo "Connections from the "global south"? An initial network analysis of interactions on Twitter", donde el estudiante de segundo año de la carrera de Tecnología Médica de nuestra casa de estudios, Sebastián Galleguillos, participó como coautor.

"En el Congreso de Force 11 se abordó todas las formas sobre cómo podemos abordar la educación. En este contexto, presentamos cómo, a través de las redes sociales, específicamente Twitter, es posible evidenciar que los líderes de temáticas de educación global se comunican con sus pares de Europa y Estados Unidos, y no así con personas de otras latitudes. El cuestionamiento, entonces, es que no basta con invitar a alguien de Sudamérica a estos congresos para lograr que la educación sea global", explicó el académico.

Además de la investigación presentada, el Dr. Hartley generó MethodLab, un espacio de laboratorio para la productividad académica tanto de Ciencias como de Humanidades en sus distintas formas, sean papers, congresos, multimedia o código.

Le siguió la OpenCon 2017, que también se realizó en Berlín, Alemania, entre el 11 y 13 de noviembre, donde se reunieron académicos y expertos para empoderar a la población en materia de acceso a la educación, a los datos y al conocimiento, a través de la realización de conferencias magistrales, paneles y talleres interactivos
OpenCon es organizada por Right to Research y SPARC Scholarly Publishing and Academic Resources Coalition), una alianza internacional de bibliotecas académicas y de investigación que trabajan para corregir desequilibrios en el sistema de publicación académica.

En esa oportunidad, el Dr. Hartley tuvo la oportunidad de conocer la experiencia de países y confederaciones que están generando políticas de acceso al conocimiento. "Discutir el uso de repositorios, de indicadores de impacto con revistas e instituciones, y sobre la vinculación de la sociedad con las ciencias, tanto de humanidades como de ciencias duras", destacó.

Los pasos en Chile

En tanto, la versión chilena de la OpenCon, OpenCon Santiago 2017, se llevó a cabo el 25 de noviembre en instalaciones de la Universidad Autónoma de Chile con el apoyo de su Vicerrector de Investigación y Postgrado, Dr. Iván Suazo, la Asociación Nacional de Investigadores en Postgrado (ANIP) y el Center of Open Science (COS), donde diversos relatores de Argentina, México, Inglaterra y Chile se reunieron para abordar iniciativas colaborativas en Open Science, Open Education y Open Knowledge. Las presentaciones están disponibles en la plataforma de la Open Science Framework .

"La OpenCon Santiago 2017 fue posible gracias al apoyo del vicerrector de Investigación y Postgrado de la Universidad Autónoma, Dr. Iván Suazo. El evento, que fue una jornada de un día, contempló diversos paneles, además de instancias de conversación para el trabajo colaborativo conjunto", agregó Hartley.

Finalmente, entre el 15 y 18 de noviembre, el Dr. Hartley participó de la 4ta Conferencia Internacional Conocimiento, Cultura, Ecología (KCE2017) organizada en conjunto por la Western Sydney University de Australia, la Universidad Diego Portales, la Pontificia Universidad Católica; el Núcleo Milenio de Investigación en Energía y Sociedad (NUMIES), el Centro de Estudios de Conflicto y Cohesión Social (COES) y el Institute for Culture and Society (WSU). Se presentó la investigación "The Others Footprints or Semantic ecosystems as evidence of collaboration in inter / multi / trans-disciplinary research: The case of ICPP" en el panel "Ciencia, colaboración y afecto: Las posibilidades de colaboración de la ciencia", realizada en conjunto con el profesor Martín Pérez Comisso, de la Universidad Estatal de Arizona; el estudiante de Tecnología Médica UCEN Sebastián Galleguillos; y Luis Orellana de biovk.com.

Las acciones del Dr. Hartley tienen un norte claro: la comunicación y difusión abierta del conocimiento, eliminando todas las posibles trabas para que el conocimiento llegue a la mayor cantidad de espacios, con una trazabilidad y estructura adecuada que facilite su reuso.

Misma impronta que ha instalado en los tres centros que forman parte del I3S: Ciencias Básicas, Salud Pública y Bioética; y que se espera permee también en el pregrado, al momento que los estudiantes y sus tutores realicen sus tesis.